Muertes en un geriátrico clandestino en entre Ríos: ‘Las personas estaban en muy mal estado’

Compartir

Tras el hallazgo de dos personas adultas mayores fallecidas en un domicilio de Concordia, desde la Policía de Entre Ríos precisaron que el geriátrico no estaba habilitado y los dos responsables del lugar están detenidos a la espera de ser indagados por la Fiscalía. El hecho que desencadenó el operativo durante la tarde noche del domingo fue la muerte de dos pacientes que fueron hallados sin vida, un hombre de 73 años, identificado como Pablo Benítez, y una mujer de 91 años, Celsa Valenzuela.

En calle Urquiza de Concordia funcionaba un geriátrico clandestino.

En calle Urquiza de Concordia funcionaba un geriátrico clandestino.

El jefe de la Departamental de policía de Entre Ríos, Juan Beguerié indicó que acudieron al lugar tras el llamado a Comisaría 1°. “Allí había un matrimonio que cuidaba a adultos mayores».

Al momento de llegar al lugar, indicó que se encontraron con un cuadro dantesco. “Intervino el médico de la policía y constató que las personas estaban en muy mal estado en general, desnutridos, deshidratados, mal cuidados se notaba en su caras y sus cuerpos. Se hizo un allanamiento dentro del domicilio, se encontraron dos personas adultas más, un mayor de 80 años y otra con más de 70 años, estaban en condiciones similares. Fueron trasladados al hospital para recuperarse”, contó en LT 15 Radio del Litoral.

En cuanto a las dos personas fallecidas, la fiscal hizo una imputación respecto a estas dos personas que supuestamente estaban al cuidado, “se trata de una mujer de 36 años y un varón de 29 años. Están detenidos, ella en la Comisaría de la Mujer y el hombre en la Alcaidía a la espera de ser indagados por la fiscalía”. El masculino detenido es de nacionalidad uruguaya, aunque recientemente se le hizo entrega del DNI argentino.

El comisario destacó que en el lugar se hicieron constataciones con el fin de recabar pruebas. “Se dio intervención al área municipal y nos dijeron que no tenía ningún tipo de habilitación y tampoco había existido algún pedido de habilitación. Además de la cuestión judicial y policial, se hizo una clausura del lugar. El lugar es un domicilio común que era alquilado”, expresó a LT15.

Consultado respecto a la posición tomada por parte de los familiares, respondió: “Es una situación muy personal. Los familiares llevaron a estos adultos mayores a ese lugar o nunca más lo fueron a ver o si lo fueron a ver conocían de la situación que estaban viviendo sus familiares. Será una cuestión a dilucidar por parte de la Fiscalía, con qué tipo de responsabilidad le caben a los familiares”.

Cabe destacar que desde la fiscalía se dispuso de la autopsia de los dos cuerpos. “El médico forense se lo retransmitirá a la fiscalía”, finalizó. (Diario Uno).