Insólito: Roban Caballos para comer su carne en Santa Fe

Compartir

Luego de conocerse el robo de cuatro caballos, de los cuales dos fueron «carneados» en un descampado de Callejón Funes y General Paz, en el límite noreste de la ciudad de Santa Fe, desde S.O.S Caballos se refirieron a la problemática y alertaron que este tipo de hechos «ocurren todos los días». Aseguran que se trata de «bandas» que están dedicadas a la actividad en la zona de la Costa.

Luego de que AIRE conversara con el productor damnificado de la zona rural de Monte Vera, Diego Sottini, quien reflejó la angustia de la familia por la pérdida que sufrieron, desde la ONG se mostraron preocupados por la situación y alertaron que son hechos que se dan de forma cotidiana.

«Es una situación que se repite, lamentablemente, todos los días. Hay épocas que se da más en la zona de Monte Vera y otras en Rincón o Colastiné», explicó a AIRE Lucia Nechay, representante de S.O.S Caballos. Y agregó: «Son menos los que se salvan de ser carneados; los otros son utilizados para tracción a sangre».

Desde Senasa afirman que en Argentina no se puede comer carne de caballo porque está prohibido, aunque sí se los puede faenar para exportar.

Desde Senasa afirman que en Argentina no se puede comer carne de caballo porque está prohibido, aunque sí se los puede faenar para exportar. AIRE

«Son bandas que hace mucho se dedican a la actividad, forman redes que se van moviendo hasta que llega el trabajo de la faena. No cualquiera puede hacer este trabajo, son personas que saben hacerlo, aprovechan cada pieza, es gente dedicada», insistió.

Según contó el dueño de los caballos, Diego Sottini, sus animales fueron faenados para vender la carne en choripanes, hamburguesas, carne picada o milanesas en circuitos clandestinos de comercialización. Al respecto, Nechay compartió la mirada y remarcó que mayoritariamente ocurre en los barrios. «Los delincuentes comercializan dentro del circuito chico de carnicerías. Es cierto que hay otra red mayor que se dedica a robar caballos, los cargan y los llevan a frigoríficos, pero son los menos. Acá se trata de situaciones de precariedad», completó.

Dónde denunciar

Desde S.O.S Caballos remarcaron la importancia de denunciar este tipo de delitos a través del 911 o la comisaria más cercana. A su vez, las personas interesadas en comunicarse con la ONG lo pueden hacerlo por medio de las redes sociales: al Facebook S.O.S Caballos Santa Fe. « Siempre pedimos que realicen las denuncias en comisaria, porque si después aparece el caballo sirve la denuncia para demostrar que era robado», cerró Nechay. (Aire de Santa Fe).